miércoles, 19 de septiembre de 2018

El claro más oscuro - Robert Dugoni


Título: El claro más oscuro (Tracy Crosswhite 3)
Autor: Robert Dugoni
Publicación:  AmazonCrossing, 2018
Páginas: 384

La inspectora Tracy Crosswhite tiene un don para los crímenes sin resolver... y cierta debilidad por ellos. Así que cuando Jenny, su antigua compañera de la academia de policía, le pide ayuda con un caso, Tracy acepta de inmediato: se trata de un oscuro episodio relacionado con el suicidio de una estudiante de instituto, ocurrido cuarenta años atrás en extrañas circunstancias.

Siguiendo las pruebas, Tracy escarbará entre los recuerdos de una pequeña comunidad y descubrirá oscuros secretos que han permanecido silenciados demasiado tiempo. ¿Conseguirá cumplir la promesa que ha hecho a la familia de la adolescente y descubrir toda la verdad sobre lo sucedido? ¿O se convertirá ella en la próxima víctima?

Mis impresiones

A principios de este año leí Su último suspiro, la segunda entrega de la serie protagonizada por Tracy Crosswhite. No leí La tumba de Sarah que es la primera de la serie pero aun así disfruté con su lectura y me quedé con ganas de hacerlo porque en ella suceden cosas importantes para la protagonista y que la condicionará como personaje. Pero en algún momento me gustaría hacerlo porque tanto en la primera como en la tercera de la serie, El claro más oscuro, se ofrecen pinceladas de forma que podemos intuir lo que ocurrió pero no se revela mucha información. Cada una de las novelas desarrolla casos policiales diferentes que se resuelven al final.

“Buzz Almond informó a la centralita de que se había puesto en marcha, pisó el acelerador y sonrió al oír el rugido de los 245 caballos del motor de ocho cilindros en V y sentir la inercia que lo clavaba al respaldo de su asiento. En la comisaría corría la voz de que los políticos tenían la intención de ir sustituyendo aquellos mastodontes ávidos de combustible por vehículos más eficientes y baratos. Tal vez fuese cierto, pero, por el momento, Buzz podía disfrutar de uno, un colosal Chevrolet Caprice de capota rígida y, para que lo soltase, iban a tener que arrancarle los dedos del volante.”

La novela comienza cuando Tracy Crosswhite, que está de guardia en homicidios junto a su compañero Kisington Rowe, recibe una llamada en la que le informan de que un hombre ha resultado muerto por una herida de bala. El caso parece una trifulca doméstica. Una pareja estaba en pleno proceso de un divorcio complicado y ella ha acabado con la vida de él. Pero las versiones de ambas partes no coinciden. La esposa afirma que su marido era un maltratador y el círculo cercano al fallecido cuenta que ella era una manipuladora. La policía tendrá que encontrar la verdad para determinar qué ocurrió en realidad.

Pero no será el único caso que ronde a la inspectora de la policía por la cabeza. Tras asistir al funeral del padre de una de sus compañeras de la academia de policía está le pide ayuda para resolver un caso en que su progenitor Buzz Almond, sheriff en el condado de Klickitat, estuvo trabajando durante cuarenta años. Desde noviembre de 1976, el año en que una joven estudiante murió y se resolvió el caso como un suicidio que no convenció a todo el mundo.

Con estos dos casos Robert Dugoni ha escrito una novela policial realmente entretenida que he leído casi sin darme cuenta y que incluso me ha gustado más que su predecesora. Ambos casos me han despertado la curiosidad y cada uno de ellos tiene sus puntos de interés. En el caso más actual, que en 2016 en la novela, la policía tendrá que desentrañar una enorme red de mentiras y secretos alrededor de una familia bien situada económicamente pero mal avenida. Todo gira alrededor de un divorcio que pone en juego mucho dinero. La ambición y los intereses de cada uno, las verdades y las mentiras irán revelándose poco a poco a pesar de que la acusada es la hija de uno de los abogados más agresivos.

El otro caso conlleva una enrome complicación para Tracy porque tendrá que indagar en algo sucedió cuarenta años atrás. Para ello tendrá que sumergirse en la dinámica de una comunidad que vive en una reserva india y acceder a los secretos que por entonces no salieron. Ambos casos se van resolviendo de una forma bastante creíble en mi opinión. La investigación policial es paulatina, con pasos bien marcados y de forma que puedes seguirlo fácilmente. Hay novelas que pecan de resoluciones portentosas algo que no ocurre en esta novela. Todo tiene un sentido y una coherencia muy bien explicadas.

A Tracy, de la Sección de Crímenes Violentos de la Policía, la conocí en la novela anterior y ahora veremos un poco más de ella. Una mujer que se hizo policía por un caso relacionado con su propia hermana que conllevó consecuencias nefastas para su familia. Aunque de todo aquello surgió su relación con el abogado Dan, aunque ahora tienen poco tiempo para disfrutar de su relación. Tracy tiene un carácter muy fuerte y decidido y cuando encuentra un caso que le parece interesante no cesa en su empeño hasta dar con la verdad. No le importa poner en peligro sus ivda. Junto a ella hay una serie de secundarios que participan en la historia. Kisington Rowe, por ejemplo, es su compañero y quien se centrará más en el caso de la pareja a punto de divorciarse.

Y otra cosa por la que me ha gustado leer la novela es por el estilo ágil, directo y muy dinámico con el que transcurre la novela. Es una lectura que consumes sin darte cuenta. El hecho de que se mezclen dos casos diferentes, con puntos de intriga muy dispares, hacen que sea una novela en la que no paran de suceder cosas y estás se van embrollando a medida que la trama avanza.

Tracy indagará en el pasado para descubrir lo que le ocurrió a una joven llamada Kimi que vivía en la ciudad de Toppenish situada en la reserva india de los yakamas. Pero también seguiremos la investigación que en 1976 realizó el que por entonces solo era el sheriff de Klickitat aunque más tarde ocuparía ese puesto. El único que no se convenció de detrás de la muerte de la joven había algo más.

Conclusión

Al igual que su predecesora, El claro más oscuro, me ha parecido una novela policial realmente entretenida que lees en un suspiro y con una protagonista que me convence.


14 comentarios:

  1. Tiene buena pinta, pero tendría que empezar por la primera de la saga.
    Lo tendré en cuenta.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Yo no me voy a animar ya sabes que en este gegéne necesito algo más que entretenimiento.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. Yo tampoco me animo, me da muchísima pereza empezar otra serie.

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. No me animo, no quiero empezar otra serie y de este género tengo otras opciones que me apetecen más.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Ya sabes que leí el anterior y me gustó mucho. POr lo que dices, éste está igual de bien así que no me importaría nada leerlo
    Besos

    ResponderEliminar
  6. El caso actual tiene su punto. Pero ahora mismo no me apetece mucho resolver asesinatos. Lo dejo pasar.

    ResponderEliminar
  7. Hola guapa, pues parece interesante. Pero ahora mismo no tengo cuerpo para empezar otra saga, :)
    Un besazo

    ResponderEliminar
  8. No tiene mala pinta, sé que acabaría disfrutándola pero aún tengo muchas sagas del género sin terminar.

    Besitos

    ResponderEliminar
  9. Lo dejo pasar, no me llama tanto como para empezar una nueva saga.
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Tiene buena pinta, pero si es la tercera de una serie, prefiero empezar por la primera.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. No tiene mala pinta pero por ahora lo voy a dejar pasar que tengo muchos pendientes que quiero rebajar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  12. Pues a pesar de tu opinión, yo creo que lo dejo pasar. Las series me gusta empezarlas por el principio y cada vez me dan más pereza. Besos

    ResponderEliminar
  13. Tengo del género pendientes, así que no me animo
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Tengo fichados este y el anterior =)

    Besotes

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!