martes, 2 de junio de 2015

Mañana puede ser un gran día - Betty Smith



Título: Mañana puede ser un gran día
Autora: Betty Smith
Publicación: Lumen, mayo de 2015
Páginas: 352

Estamos en Brooklyn y corren los años veinte. La chiquilla que conocimos en Un árbol crece en Brooklyn, la primera novela de Betty Smith, es ahora una joven mujer de nombre Margie, decidida a escapar de la pobreza y mediocridad que la rodean en su casa, donde los días transcurren entre las horas de oficina, las quejas de una madre dominante y los gestos tímidos de un padre derrotado por la falta de ambición y cariño.

Margie sueña mientras camina por las calles frías de su barrio, pero finalmente las viejas costumbres se imponen: solo el matrimonio y el gobierno de una casa propia podían ofrecer a una mujer de aquellos tiempos cierto margen de libertad, y así la joven se casa con Frankie Malone, un hombre que tiene poco que contar y mucho que esconder...

Esta historia, la de tantas parejas que callaron a principios del siglo XX, cobra sentido gracias al talento de Betty Smith, a sus ganas de hablar y mostrar los hilos rotos con que se tejió el gran sueño americano.

Mis impresiones

Hace algunos años ya que casualmente durante un viaje compré Un árbol crece en Brooklyn. No había oído hablar de ella pero la sinopsis me transmitió muy buenas vibraciones y no me equivoqué porque la novela me gustó mucho. Así que cuando vi que Lumen recuperaba otra novela de Betty Smith inmediatamente me llamó la atención.

A sus diecisiete años Margie Shannon es una joven inteligente que lo único que desea en el mundo es huir de un hogar mezquino y conseguir su propia independencia. Para lograrlo abandonó el instituto tras dos años de estudio y encontró un empleo como lectora de correspondencia para una agencia de venta por correo. Pronto la joven se da cuenta de que no le resultará tan fácil vivir su propia vida cuando se vea obligada a entregar prácticamente todo el sueldo a una madre dominante y controladora que no le permite concederse ningún deseo y un padre cada vez mas ausente. Ante este panorama quizás la única vía de escape y posibilidad de tomar las riendas de su propia vida sea el matrimonio…

Mañana puede ser un gran día nos habla de convenciones sociales, de costumbres arraigadas, de la desilusión y la imposibilidad de alcanzar los sueños. Nos presenta a los Shannon, una familia que vive con lo justo y necesario y ha hecho de la hostilidad su forma de vida. Flo, la madre, es una mujer dominante y controladora con quien cada conversación termina en una discusión, en un cruce de reproches interminables producto de su propio desencanto con la vida que tiene. Ante esta situación Henny, el padre, casi a la desesperada opta por pasar el máximo tiempo posible fuera de casa, huyendo de una mujer con la que es imposible pasar un rato agradable y de la misma cena que se repite noche tras noche. Margie en cambio aún conserva el ímpetu de la juventud. Sus padres han perdido la esperanza pero ella aún sueña con salir de la pobreza y vivir en unas condiciones mejores.

En la contraportada nos dice que está es la continuación de la novela anterior en el momento en que la pequeña que conocimos en Un árbol crece en Brooklyn ha abandonado la infancia y es casi una mujer. En mi opinión tiene algunas características que podrían hacer pensar en una segunda parte pero  en realidad considero que no lo es en sentido estricto a pesar de que comparten muchos elementos en común y que el fondo de la historia parece el mismo. Es posible que la autora después de representar la infancia quisiera hablar a los lectores de la siguiente etapa lógica en el desarrollo de una persona mostrando otros problemas que surgen en un ambiente similar como es Brooklyn en este caso en los años veinte. Los personajes no conservan los nombres de la novela anterior y su fondo también es distinto. A grandes rasgos podríamos pensar que es la misma familia pero matizada y tipificada de forma distinta. Yo personalmente no he visto en Margie realmente a la pequeña Francie, la niña a quien le apasionaban los libros.

Me ha parecido muy interesante el retrato que Betty Smith hace de esta familia, de los conflictos, la forma en que construye los personajes y como analiza las relaciones que dan entre ellos. La novela transcurre sin grandes sobresaltos atendiendo al día a día de estos personajes, mostrándonos las situaciones cotianas en las que se ven comprometidos y lo que les lleva a tomar cada decisión. Una familia en la que la incapacidad para hablar y comunicarse ha terminado por hacer mella. Y así una podría pensar que la historia tiende al drama, algo que no sucede en absoluto y por ello no nos llegamos a compadecer de sus personajes. Betty Smith no juzga a sus personajes, no hace de ellos ni buenos ni malos ya que los dota de varias dimensiones. Vemos su parte más agria, áspera o interesada pero también vemos el fondo más humano. Porque les escuchamos reflexionar, percibimos que bajo toda esa coraza existen sentimientos tales como la inseguridad, el arrepentimiento, las dudas  o incluso se cuestionan a sí mismos.

A pesar de que es Margie la protagonista de esta historia cada uno de los personajes que aparecen en la misma tiene una entidad propia, una historia tras ellos. Así conocemos a Frankie y a su numerosa familia, los Malone, al señor Prentiss y las chicas de la oficina entre los personajes secundarios.

La novela a parte del tema de la maternidad, de las relaciones familiares nos deja además el retrato de una joven pareja que se embarca en un matrimonio sin apenas conocerse el uno al otro, intentando superar las dificultades económicas y las que sus propias familias les han impuesto, sobre todo a ese concepto de propiedad que las madres sienten. Nada ni nadie es suficientemente bueno para sus hijos. La pareja sufre también el pudor de la época, de lo que no está escrito pero hay que respetar, de lo que sería lógico aunque vaya contra la naturaleza de uno mismo.

La novela está narrada con sencillez y un ritmo pausado pero que no llega a decaer en ningún momento. El contexto en que se desarrolla Mañana puede ser un buen día es Brooklyn en los años veinte. En ella se nos da una idea, sin detenerse en explicar demasiado, del estilo de vida en la época de las familias humildes que sobrevivían con lo justo y necesario. No llegaban a pasar hambre pero tampoco podían permitirse gastos innecesarios. El final además nos da la esperanza de que todo tiene solución y que a veces es posible dar marcha atrás.

Conclusión

Me ha gustado leer Mañana puede ser un gran día. Una novela sencilla pero que refleja de forma muy acertada las relaciones familiares y los condicionantes de la época en que se desarrolla.

37 comentarios:

  1. Este me gusta incluso por fuera. Tengo muchas ganas de leerlo, lo que pasa que ahora tengo bastantes libros por leer. Pero caerá
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Me apunto los dos por si los veo en alguna librería. Al menos que me suenen :)

    Bs.

    ResponderEliminar
  3. Lo cierto es que esta novela no me atrae demasiado, pero me alegro de que a ti te haya gustado .
    Buena reseña.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. No leí en su día "Un árbol crece en Brooklyn" así que posiblemente me anime primero con él, aunque técnicamente no sean continuación una novela de la otra.

    ResponderEliminar
  5. Me gustó Un árbol crece en Brooklyn aunque tampoco me entusiasmó, este tengo ganas de leerlo por curiosidad
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Siempre he tenido muchas ganas de leer Un árbol crece en Brooklyn, así que me apunto esta también, y supongo que terminaré leyendo ambas, porque me gusta mucho este estilo, y el contexto en el que se ambientan las historias.

    Besooss!

    ResponderEliminar
  7. No la conocía, no la veo mal pero tampoco me atrae excesívamente.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  8. Esta novela no me termina de convencer.

    ResponderEliminar
  9. Me gusta la época así que no lo descarto :D

    ResponderEliminar
  10. Me apetece mucho pero antes debería leer también Un árbol crece en Brooklyn, me da la impresión de que me van a gustar los dos.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  11. Por ambientación y demás no es una lectura que me atraiga especialmente, aunque siempre me pica la curiosidad cuando se nota que os ha gustado así. Pero por el momento no me la llevo.
    Besos.

    ResponderEliminar
  12. Este será de los que termine leyendo seguro, el primero también lo leí (no hace tantos años) me parece un poco extraño eso de que lo llamen segunda parte y no lo sea tanto, supongo que para no perder tirón, me ha venido muy bien tu reseña para aclarar este punto.
    Un beso

    ResponderEliminar
  13. No lo conocía pero no tiene mala pinta, gracias por la reseña.
    Un beso

    ResponderEliminar
  14. No creo que lo lea, no es un género que me guste :D

    ResponderEliminar
  15. Pues fíjate que yo el de Un árbol crece en Brooklyn lo tengo en el ebook hace tiempo, pero algunos comentarios me hicieron enfriarme con él y no lo llegué a empezar. Tomo buena nota de tus impresiones a ver si me decido con él y continuo con éste.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. La quiero leer y lo terminaré haciendo tarde o temprano.

    Besos.

    ResponderEliminar
  17. A mi me gustó Un árbol crece en Brooklyn aunque no me entusiasmó; creo que esperaba un poco más. Pero fue una bonita historia y ésta no me importaría leerla
    Besos

    ResponderEliminar
  18. No leí el otro pero lo que cuentas de esta me convence por la época y el lugar. Me la apunto.

    ResponderEliminar
  19. Tengo el otro pendiente de leer, lo conseguí hace tiempo de tapa dura muy baratito de segunda mano. Tal vez cuando lo lea, si me gusta lo suficiente me compre éste también. Besos.

    ResponderEliminar
  20. Título de película y la verdad es que tiene muy buena pinta, genial :)

    ResponderEliminar
  21. Curiosidades de la vida, estoy precisamente ahora con Un árbol crece en Brooklyn y me está gustando tanto como esperé que lo hiciera, así que sin duda me animaré luego con este. Gracias por al reseña :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  22. Apuntado queda en mi lista de pendientes. Un besote

    ResponderEliminar
  23. Quiero leer antes un árbol crece en Brooklyn luego ya se verá, aunque buena pinta tiene

    ResponderEliminar
  24. Yo también quiero leer antes Un árbol crece en Brooklyn, y luego supongo que caerá este. Uf, me entra agobio de pensar en todo lo que quiero leer...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. El título me ha recordado la canción de Serrat, Hoy puede ser un gran día. No pinta malo, pero tengo demasiados pendientes para apuntármelo :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  26. ¡Hola!
    Pues aunque mi lista de pendientes sea practicamente infinita, yo me lo voy a apuntar. Tiene algo que me atrae.
    ¡Buena reseña!
    ¡Nos leemos! :)

    ResponderEliminar
  27. Pues no he leído el anterior, pero la verdad es que tampoco es que me llamen demasiado.
    Besos.

    ResponderEliminar
  28. Me llamó su portada y título cuando lo vi entre las novedades, así que no descarto leerlo si me lo encuentro por la biblioteca

    ResponderEliminar
  29. Hace muuuuuuchos años leí "Un árbol crece en B...", y creo que ésta no me la puedo perder. Muy buena reseña.

    ResponderEliminar
  30. Ay qué monada de edición... Aparte, me llama en general =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  31. Gracias por la aclaración de la continuació, yo no he leído el otro, pero vaya, quiero hacerlo, y este desde luego, también. Un besote!

    ResponderEliminar
  32. Primero leeré la mítica "Un árbol crece en Brooklyn" y después ya veremos. Aunque por lo que nos cuentas, tiene buena pinta, convence. Bss

    ResponderEliminar
  33. Me la llevo, tengo ganas de estrenarme con Betty Smith. Besos!

    ResponderEliminar
  34. Me da un poco de miedo este libro, porque Un árbol crece en Brooklyn me encantó, pero tomo nota de tu recomendación.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  35. No conocía ni esta ni la otra pero tiene una pinta estupenda. Besos.

    ResponderEliminar
  36. Un árbol crece en Brooklyn me encantó así que le tengo ganas a éste. Y ahora más tras leerte!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!