viernes, 8 de marzo de 2013

Diario de una buena vecina - Doris Lessing


Janna es una mujer de mediana edad, viuda, atractiva y  sin ningún compromiso. Tiene un buen trabajo en una conocida revista para mujeres que le permite llevar un alto nivel de vida y atender con esmero una de sus principales preocupaciones, su imagen. No escatima en buenos vestidos, peluquería, manicura con tal de tener siempre una imagen perfecta y sofisticada. A pesar de su soledad su vida resulta agradable sin que estén presentes ningún tipo de sentimientos.

Un día por casualidad, conoce a Maudie. Una anciana arisca, frágil y desaseada que vive sola y bajo una condiciones precarias. No tiene agua caliente, calefacción, ningún tipo de comodidad ni nadie que cuide de ella. Se ha pasado toda la vida trabajando y se niega a ingresar en un asilo para que cuiden de ella.

Si en principio Janna se siente horrorizada por lo degradable que le resulta la anciana, poco a poco nace una amistad entre ellas.

Mi experiencia con la novela

A veces me llaman la atención tanto las novedades editoriales que olvido que hay muchos otros libros y autores que merecen la pena descubrir. Este es el caso de la premio Nobel en 2007 Doris Lessing, una autora con quién me inicié con El quinto hijo y cuya lectura me animó a conocer otros de sus libros. Un tan premio inesperado como criticado para una autora tildada de transgresora y feminista. Dos puntos esenciales que se reflejan en cada una de sus obras.

Diario de una buena vecina es una obra descarnada que es capaz de remover nuestra conciencia, de hacernos reflexionar y mirar una realidad cruda de la que muchas veces estamos tentados de huir.

El argumento se sostiene en la inesperada amistad de dos mujeres muy diferentes. El libro comienza de forma despiadada, a través de las palabras de una de sus protagonistas, Janna, que nos habla de sí misma. Sin remordientes ni contemplaciones nos cuenta como su marido, Freddie, y después su madre murieron tras una enfermedad letal sin que ella llegara a preocuparse ni involucrarse en sus cuidados. Se alejó cuanto pudo de la enfermedad e hizo lo único que sabía hacer, huir de lo desagradable y mundano.

Después de sus muertes Janna respiró de puro alivió y se concentró en cuidarse a sí misma y regalarse auténticos momentos de placer. Sin ninguna carga ni compromiso se dedicó a cuidarse en cuerpo y alma, a estar pendiente de su ropa y su maquillaje regalando a  su aspecto la mayor parte de su tiempo libre. En su vida no existen los sentimientos pero tampoco se le hacen necesarios. No se plantea demasiado las cosas.

Cuando casualmente conoce a Maudie inicialmente un sentimiento de repulsión la invade pero por alguna razón también siente lástima de ella, de su fragilidad e indefensión. Janna odia la vejez y su olor agrio, la pobreza y las condiciones insalubre en que vive la anciana. Maudie es una mujer que a duras penas se mantiene, acostumbrada a trabajar y al sacrificio diario su existencia es penosa. Vive casi aislada del mundo y es demasiado orgullosa para aceptar las prestaciones sociales que le ofrecen.

Poco a poco las mujeres van estableciendo una relación más cercana e íntima. Las visitas se vuelven diarias y mientras Maudie le confía a Janna su vida pasada, esta última le cuenta su día a día. Dos concepciones distintas de ver el mundo, una anticuada y otra actual.


Resulta asombrosa la claridad con la que estos personajes aparecen en la mente del lector. Personajes muy reales y humanos, con sus inmundicias y sus miserias. Llenas de matices y capaces de evolucionar ante los acontecimientos que viven. Sin demasiadas descripciones conocernos profundamente la psicología de estos personajes.

Poco a poco Janna va comprendiendo y asimilando la vida de otra manera,  encuentra la manera de ser solidaria y comprometerse con los demás aunque no resulte una tarea agradable. Sus sentimientos se contradicen. Por un lado Maudie le hace sentir repulsión pero por otro lástima. Y por primera vez en su vida es consciente de situaciones que hasta el momento habían pasado desapercibidas por sus ojos, como el sufrimiento y el abandono de las personas mayores. Pero además termina descubriendo que Maudie representa la persona en quién ella podría convertirse en un futuro. Un proceso de maduración personal irrevocable que le hace descubrir un mundo totalmente distinto del cual ella conocía.

A parte las dos protagonistas encontraremos figuras que representan otras problemáticas con las que se encuentran las mujeres en su día a día. Joyce, la directora de la revista en que trabaja Janna, que pasa por un momento delicado en su matrimonio, Georgie, hermana de la protagonista, que siempre cumple con sus obligaciones o Vera, la asistencia social entre otras.

La prosa de Lessing es áspera, ruda,  escueta y tan directa que llegar a doler. Conforma imágenes y sentimientos intensos pero reales. No hay adornos ni  busca la forma de suavizar lo que narra sino que arroja directamente sobre nuestras consciencias los sentimientos, a veces oscuros, a veces piadosos. Quizás las primeras páginas pueden llegar a chocar pero es imposible parar de leer esta novela. Está narrada a modo de diario por Janna, la protagonista, que nos cuenta de primera mano su experiencia sobre la cual no escatima en detalles por muy macabros que puedan parecer. La historia no presenta división en capítulos aunque no por ello su lectura resulta pesada.

La historia se sitúa en los años 70 y nos es narrada desde un punto de vista estrictamente femenino. Por esta época la mujer acaba de adquirir protagonismo como persona en la sociedad y su papel como ama de casa ya no es prioritario sino que tiene ganas de salir de casa y enfrentarse al mundo sin depender de un hombre al lado. Es el modelo que representa Janna independiente y dueña de sí misma.

Como os decía al principio se trata de una novela capaz de remover nuestra conciencia, de hacernos reflexionar sobre diversos temas. Lessing es capaz de sensibilizarnos con la problemática que supone el trato que la sociedad otorga a la tercera edad. Ancianos sin recursos abandonados a su suerte y la poca sensibilidad de las administraciones a la hora de proporcionarles ayuda.

Pero también es un análisis de la forma en que afrontamos nuestros compromisos con lo que nos rodea. Podemos huir y darle la espalda a los asuntos que tenemos delante o podemos involucrarnos y ofrecer ayuda en la medida de nuestras posibilidades.

Conclusión

Diario de una buena vecina es una novela compleja y dura como la vida misma. Un libro que no deja indiferente a nadie y una historia  de la que uno no se podrá despegar fácilmente. No se trata de literatura de entretenimiento ni de contar una simple historia. Se trata de explorar el universo femenino, los confines de la mente y ahondar en sentimientos universales.


39 comentarios:

  1. Me encantó esta novela. Aún recuerdo claramente a sus protagonistas.. me pareció una historia sobresaliente.
    Magnífica reseña
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Me la apunto. Me encanta Doris Lessing, pero no conocía este libro que, por lo que cuentas, estoy convencida de que me va a gustar muchísimo.

    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Idóneo para este día Internacional de la Mujer. Lo apunto.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Interesante... No he leído nada de Lessing y por lo que cuentas es una escritora dura, tanto en el contenido de sus historias, como en la forma de narrarlo, pero es de esas que tengo en la lista de autores pendientes por descubrir. Ahora estoy con Coetzee.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Leí hace tiempo una novela de Doris Lessing y no me gustó mucho la forma de escribir. Aunque tengo alguna otra novela suya en casa, no sé si me animaré a intentarlo de nuevo. Un beso

    ResponderEliminar
  6. No lo conocía, pero lo tendré en cuenta.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. Quiero leer algo de Lessing, pero he leído críticas buenas de sus libros, malas, regulares... tiene tantos que no sé por dónde empezar. Quizá esta sea una buena opción, pero lo tengo que pensar.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. No he leído nada de la autora, pero puedo decir que este año literario está marcado sobre todo por novelas olvidadas en las estanterías de viejo. Me apunto a la autora y a la novela. Un beso,

    (Mira, la publicidad en el blog está dificultando la tarea de dejar un comentario en el blog, una vez que se sobrepone a la caja habiñitada para ella)

    ResponderEliminar
  9. Vistos todos los comentarios no me queda más remedio que tenerla en cuenta. Sin embargo, tengo una cuenta pendiente con esta autora, "El cuaderno dorado" ha sido el único libro que no he podido terminar. Quizá lo retome este año y le dé otra oportunidad.
    Besos y buen finde.

    ResponderEliminar
  10. Me ha parecido fascinante tu reseña, desde luego que me llevo apuntada la novela, creo que me gustará.
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Todavía no me he estrenado con esta escritora, pero desde luego lo que cuentas me ha encantado... compleja y dura como la vida misma...

    ResponderEliminar
  12. Gracias por darnos a conocer esta obra con tú estupenda reseña. En mi caso me permite conocer un poco a Lessing. Posiblemente ahora me decida también a leerla.

    ResponderEliminar
  13. No conocía esta novela, lo que cuentas es muy interesante pero debe ser como una pedrada y ahora mismo no es el momento. Tampoco me entiendo muy bien con la autora.
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Hola guapa!!

    Suena bastante interesante pero... no sé, no me convence mucho ^^

    Un besote!!

    ResponderEliminar
  15. No conocía este libro y el tema es muy interesante aunque estoy segura de que no sería una lectura fácil para mí, por lo que tengo que pensármelo bien antes de adentrarme en estas lecturas
    besos

    ResponderEliminar
  16. JO me suena muchísimo...y no sé de qué...no creo que ande por casa...Pero me la noto me ha parecido muy enternecedor esa relación...aunque al principio les cueste jeje.
    Bonita reseña.
    UN beso!

    ResponderEliminar
  17. La tengo anotada y en espera, como muchas otras, pero con tu reseña, ha subido un poco en la lista de pendientes, muchas gracias.

    Besos.

    ResponderEliminar
  18. Me gusta lo que cuentas de la novela, la anotaré para leerla.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  19. Hace mucho que tengo pendiente esta novela y nunca me encuentro con el estado de ánimo adecuado. Gracias por traerla de nuevo a mi memoria !

    ResponderEliminar
  20. Tnego otro de la autora pendiente. Si me gusta me anotaré éste. Un beso.

    ResponderEliminar
  21. Bufff, una temática que me toca la fibra sensible sobre manera. Sé que si decido sumergirme en esta lectura tendrá que ser en un momento de mi vida en el que sienta gran fortaleza emocional. No la descarto para nada, ver veremos y cae.
    Un besin

    ResponderEliminar
  22. Esta vez no me la apunto. La mala experiencia que tuve con La grieta me impide dar otra oportunidad a Lessing -por el momento-.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  23. Adoro a esta escritora. Yo sí la apunto. Un beso.

    ResponderEliminar
  24. Lo apunto, estoy segura que disfrutaría de su lectura y que me llegaría muy adentro. Dejaré pasar un tiempo que ahora mismo no estoy capacitada para afrontar su lectura.
    Besitos

    ResponderEliminar
  25. Me recuerda en algo a La puerta, que hemos leído algunos... Ni qué decir tiene que va a la lista ahora mismo, me ha encantado la reseña y lo que nos cuentas. un beso :)

    ResponderEliminar
  26. Aún no me he estrenado con esta autora, pero después de tu fabulosa reseña, tengo claro con qué libro empezar. A pesar de que tiene que ser duro, me ha llamado muchísimo la atención.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  27. Me llama la atención el tema que trata pero ahora mismo no me apetece una lectura triste, las personas ancianas me despiertan muchos sentimientos y no puedo soportar cuando se les abandona o están solas, así que no se sí este libro me resultaría agradable
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  28. Que lectura más dura, la dejaré para más adelante cuando tenga fuerzas para algo así.
    Muy buena reseña.

    Besos

    ResponderEliminar
  29. Me parece una lectura estupenda para empezar con Doris Lessing. Hace tiempo que me quiero estrenar con esta autora de la que conozco brevemente su biografía y siempre me ha parecido muy interesante y creo que este libro me puede gustar.
    Gracias por recordarme que aún la tengo pendiente.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  30. Tiene pinta de ser una lectura increíble, me gustan las historias de mujeres fuertes.
    Me la apunto.
    Besitos.

    ResponderEliminar
  31. he leido otras cosas de esta autora que me han encantado! este no lo conocía, pero tomo nota!

    ResponderEliminar
  32. Hola!
    Os informo, por si os interesa, que se sortea un ejemplar firmado de la novela Apuesto por ti que saldrá este 13 de marzo a la venta de la mano de Ediciones Kiwi en
    http://apuestoportisaga.blogspot.com.es/2013/03/sorteo-de-un-ejemplar-de-apt.html

    Besotes y cuidaos!

    ResponderEliminar
  33. Me gustaría leer alguna novela de la autora, pero últimamente he leído opiniones tan dispares que me he cortado un poco.. De todas maneras, este libro no me llama demasiado la atención. 1beso!

    ResponderEliminar
  34. Pues me descubres una novela!!
    No me importaría leerla =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  35. Cuando he empezado a leer la reseña no me apetecía nada la novela, pero al acabarla me has animado a, por lo menos, apuntármela para tenerla en cuenta :-)

    Besos!

    ResponderEliminar
  36. Me atrajo el título, pero me choca bastante que alguien que no se preocupe de sus familiares lo haga con un extraño. Lo dejo pasar.

    ResponderEliminar
  37. No conocía la Novoa. Me ha gustado tu reseña y creo que me voy a apuntar el título.

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!