miércoles, 5 de junio de 2019

Después de kim - Ángeles González-Sinde


Título: Después de Kim
Autora: Ángeles González-Sinde
Publicación: Duomo, 2019
Páginas: 347

Reconozco que no leí El buen hijo, la novela con la que la autora quedó finalista del Premio Planeta en 2013, por mis propios prejuicios, que los tengo. No me gusta el estilo de este certamen literario o al menos no lo hacía en aquella época (ahora creo que han cambiado los gustos del jurado) y el nombre de la autora me sonaba demasiado a televisión y política. La sinopsis de esta novela me llamó la atención, pero a la vez dudé y finalmente fue una recomendación personal la que me inclinó a su lectura. Os cuento mis impresiones.

Hace más de treinta años que John y Geraldine se divorciaron y desde entonces no se han visto en demasiadas ocasiones ni han tenido mucho contacto. Desde el momento de la separación no se aportaban mucho mutuamente. John rehízo su vida con Miriam, una mujer que ya ha fallecido, y Geraldine no ha tenido ninguna relación tan estable.

Cuando una llamada les informa de la trágica muerte de su hija Kim emprenden un viaje hacia la costa alicantina. Es el lugar en donde Kim vivía desde hace algunos años sin tener demasiado contacto con sus padres. Tal era el silencio entre ellos que ni siquiera conocían la existencia de la pareja de su hija y su nieto. En España no solo se toparán con una realidad muy cruda: todo indica a que su hija ha sido asesinada y su nieto ha desaparecido y ellos quieren llegar al final de todo y encontrar la verdad.

Después de Kim ha resultado ser una grata sorpresa para mí. En realidad mucho más que eso porque ha sido una lectura que me ha gustado muchísimo. En principio tenemos dos frentes: uno es la dinámica de una familia destruida y en otro lado el misterio que rodea la muerte de Kim. Sin embargo, esta última tiene muchísimo menos peso del que cabe esperar en favor de la primera.

Creo que la Ángeles González-Sinde ha creado una historia en la que trata el tema de las relaciones familiares con una gran profundidad, con delicadeza y gran habilidad para poner palabras a emociones y comportamientos que no son fácil delimitar tanto como ha hecho ella. Nos sumerge con gran precisión primero en el matrimonio de Geraldine y John. Vemos como se conocieron y qué les llevó a casarse; también comprendemos a la perfección qué les llevó a separarse. Y en segundo lugar la relación con su hija, de niña marcada por la distancia entre sus padres y luego por la difícil adolescencia.

Y me ha gustado que la autora no requiere a la crueldad para mostrarnos las razones que llevan a dos o tres personas, en este caso, a perder el contacto, a distanciarse. No quiero desvelar nada pero hay muchas razones por las que las relaciones familiares pueden fracasar y no todas tienen porque ser excesivamente graves. Su encuentro, treinta años después, la ausencia de su hija, lo único que ya les quedaba, es el de dos desconocidos que no tienen nada en común. Pero el roce, la nueva cercanía propiciada por esa unión derivada de la tragedia hará que ellos comprendan que pasó entre ellos y porque su propia hija se alejó tanto de ellos.

Y esta parte de la novela me ha absorbido tanto, me ha resultado tan interesante que prácticamente me he olvidado del crimen, cuyo principal sospechoso es su pareja, en muchas ocasiones o me importaba menos que seguir conociendo las intimidades de la familia. Obviamente la autora lo resuelve, cierra el círculo desvelando además todo lo referente a su nieto.  No me he encontrado el final que veía venir y lo agradezco. De hecho, ya había dicho que como ocurriera tiraba el libro por la ventana. Pero, aun siendo diferente, creo que la autora se precipita, resuelve la parte del “misterio” demasiado rápido y con muchas prisas. Me ha decepcionado un poco y esto le baja puntuación al libro. En el primer momento me “enfadó” un poco ese final. Quería más de Kim, Geraldine y John. Pero ya más en frío me he dado cuenta de que el libro me ha gustado y me ha hecho disfrutar mucho y que ese final que flojea tampoco borra lo anterior.

Prácticamente son solo dos los personajes que tienen importancia. John y Geraldine están extraordinariamente construidos a nivel interno. Su evolución se hace muy patente con el paso de las páginas y particularmente él se ha ganado mi corazón. Ambos son muy diferentes entre sí y tienen conceptos diferentes del amor, del desamor, de la lealtad, de la confianza, la culpa, el dolor o el miedo los temas sobre los que básicamente trata la novela.

En definitiva, Después de Kim es una novela en la que más que intriga yo he encontrado un maravilloso mapa introspectivo de sus personajes. Un viaje tanto físico como espiritual que les hará ver sus vidas y a sí mismo desde una perspectiva muy diferente a la que habían tenido hasta el momento.

18 comentarios:

  1. Pues me dejas tentada a pesar de que la había descartado, no obstante, lo de ese final decepcionante a mí me pesa y creo que la dejaré pasar.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Creo que yo la descarto. El argumento no es de los que me apasionan y sé que esta no sería una lectura "disfrutable" para mí.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Me llama la atención cómo has vivido tú esta lectura porque para mí no ha sido un final rápido y no deseado, creo que la autora es consecuente con el camino marcado por la historia y es bastante realista. Es verdad que la intriga acompaña a la historia pero más como justificación para mostrarnos la relación entre los personajes y como desencadenante que por el obtener respuestas; o al menos eso es lo que me ha parecido a mí.
    A mí también me ha gustado mucho, así que coincidimos

    ResponderEliminar
  4. He leído ya un par de reseñas y, aunque os ha gustado, no me atrae lo más mínimo :/

    ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
  5. NO he leído nada de la autora y si te soy sincera, esta novela no me llama nada la atención, pero al leerte, me ha entrado curiosidad, puede que le de una oportunidad.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. Me alegra mucho que te haya gustado. En general coincidimos en impresiones aunque a mí el final no me decepcionó, quizás hubo alguna escena un poco exagerada, pero me ha gustado en la línea de todo el resto de la narración
    Besos

    ResponderEliminar
  7. ¿Olvidarse del crimen? Si que te absorbió 😯 venga, me has convencido 😁

    Besitos 💋💋💋

    ResponderEliminar
  8. Pues no sé, no tiene mala pinta, lo tendré en cuenta.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  9. Mira que no me tentaba este libro, pero ahora me has picado la curiosidad.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  10. Yo no me animo con esta autora, creo que no disfrutaría tanto como tu de su novela. Besos

    ResponderEliminar
  11. Pues no la tenía en el punto de mira...pero me has picado! Podría disfrutarla, así que me la llevo ;)

    Besitos

    ResponderEliminar
  12. Este libro no es para mi, lo dejo pasar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  13. Pues no tiene mala pinta pero por ahora no me apetece este género... lo voy a dejar pasar.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  14. Este no termina de llamarme, así que lo dejo pasar
    Besos

    ResponderEliminar
  15. Qué rabia me da que hagan eso, exponer una trama, dejarla tirada y luego resolverla de sopetón. Pero la otra parte me gusta mucho, el indagar en sentimientos y en lo que pasó de forma natural pero profundizar. No sé, me lo voy a pensar.

    ResponderEliminar
  16. Pues no tiene nada que ver con lo que yo imaginaba que sería esta novela. Me gusta lo que cuentas aunque no sé si me animaré al final.
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Como le acabo de comentar a Laky yo tengo claro que sea novela para mí.
    Besos.

    ResponderEliminar
  18. Como le he dicho a Laky, con este ando que ni fu ni fa. Besos

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!