domingo, 10 de junio de 2012

La apuesta - John Boyne


Danny Delaney es un niño que disfruta de sus vacaciones de  verano disfrutando con la idea de que tiene mucho tiempo por delante aún para vivir libremente y ajeno a sus obligaciones escolares.
Pero una tarde regresa a casa después de jugar con su amigo y vecino Luke y descubre extrañado que su madre no está en casa. Esto es algo que se sale de la norma pues ella no suele salir a esas horas.
Después de pasar toda la tarde esperando solo en casa, llega su padre que no sabe nada acerca del paradero de su madre. No será hasta el anochecer cuando aparezca acompañada de dos policías. Y es que algo horrible ha sucedido.
Danny presiente que esa noche su vida cambiará y no se equivoca porque a partir de entonces su padre le ordena que no la moleste y apenas la ve. Sin duda, a su madre le pasa algo por la cabeza que Danny no acaba de entender. De ser la mujer atenta y cariñosa a la que Danny ha conocido siempre pasa a ser una mujer ausente y deprimida que ha perdido el rumbo de su vida y que parece haber olvidado a su familia.
Pero ¿Qué sucederá con Danny y su familia? ¿Será su madre capaz de superar el tremendo suceso?
Mi experiencia
La afición a la lectura es uno de esos hábitos que mas cuesta mantener. Cada vez hay menos personas que leen y la figura del lector va cayendo en desuso.
El caso es que el hábito de la lectura es un preciado don que no debe perderse y hay que fomentarlo. Para ello en Reino Unido se llevó a cabo una iniciativa llamada Quicks Reads que traducido significa “Lecturas rápidas” que trataba de fomentar la lectura en adultos.
El objetivo es acercar la lectura a esas personas a las que les cuesta engancharse a un libro o que no tienen el hábito y así comenzar a establecer una costumbre que poco a poco se supone que irá creciendo. Toda la colección se compone de lecturas breves, sencillas y ágiles ideales para lectores noveles.
Y esta es la razón por la cual esta novela ha visto la luz. Boyne la escribió para la colección que se creó.
A John Boyne es imposible no identificarlo con la novela que ya ha sido llevada al cine “El niño con el pijama de rayas”. Una historia que ha generado multitud de opiniones tanto buenas como malas pero que en definitiva se ha convertido en un best-seller que muchos de nosotros tuvimos que leer aunque fuese simplemente por la curiosidad que tal fenómeno nos generaba.
En esta ocasión Boyne vuelve con una historia narrada por un niño. Si hay alguna palabra que define perfectamente esta novela es insulsa.
A priori la historia puede parecer atractiva. Un niño que ve como algo horrible le ha pasado a su madre y él no puede hacer nada al respecto. Su familia se va desmoronando poco a poco y Danny cada vez se siente más solo. No solo porque su madre ha dejado de ocuparse de él sino porque su padre no para de reñirle intentando calmar la situación.
En toda esta vorágine Danny conoce a Sarah, una niña que pretende acercarse a él de cualquier forma y confesarle un secreto que le esta atormentando. Una relación que le traerá más de una reprimenda y más de un quebradero de cabeza.
A mí me ha recordado un poco al libro “Mi hermana vive sobre la repisa de la chimenea”.  Y aunque una vez leídas ambas novelas no pueden compararse en principio sí que parecen tener muchas cosas en común. Ambas están protagonizadas por niños que viven una tensa situación familiar pero que luego en el desarrollo no siguen los mismos patrones.
La  novela nos narra la historia en primera persona desde la voz del niño. Si el principal defecto que le encontraba a “El niño con el pijama de rayas” es que no estaba muy bien conseguido el personaje principal en esta novela el autor parece haber superado esta cuestión y se acerca bastante a los pensamientos de un niño.
En cuanto a personajes no podemos decir que estén bien desarrollados y que en definitiva podamos empatizar con alguno de ellos porque apenas llegamos a conocerlos. Tenemos sus nombres y su lugar en la historia pero poco mas.
La prosa se adapta perfectamente a narrador. Sencilla y directa quizás en exceso. El libro, que no llega a las cien páginas, se lee en tan solo una hora y aunque resulta ameno su contenido es muy flojo. Boyne no concreta nada ni personajes, ni escenarios. De forma que cuando lo terminamos parece una historia destinada a ser olvidada porque dentro del libro no hay nada. Su resolución resulta como el libro, insustancial. Me he quedado con cierta sensación de vacío al terminar la última página. Y la verdad es que no se pues contar mucho más porque en el libro no da para nada más.
Como os decía al principio este libro forma parte de una iniciativa para fomentar las lecturas en adultos. Supongo que para alguien que no esté muy acostumbrado a leer pueda resultar ameno por ser muy corto. Pero a mí me ha parecido muy soso. Una cosa es que la lectura sea sencilla y otra es que parece que el libro esté destinado a mentes obtusas. Para inculcar el hábito de la lectura, en mi opinión, se necesita una historia más interesante que pueda enganchar al que lo coge y demostrar que la lectura puede aportarte algo.
A pesar de todo de este libro ha vendido se han vendido millones de copias. Supongo que algo habrá influido el que este escritor por John Boyne y que pueda asemejarse a su best-seller. El libro costaba nueve euros  y me alegro de no haber pagado por él.

14 comentarios:

  1. No me llama nada de nada... ni el autor en general ni el libro.
    Y después de leerte, lo dicho. A por otro =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  2. Pues tal y como lo cuentas, creo que mejor lo descarto, que con tanto por leer...
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  3. Yo ya lo había leído y es verdad que es un poco simple. Como lectura entre libros está bien, para cambiar temática.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. A mi me pareció flojísimo y que no justificaba el éxito que había tenido...
    Besos,

    ResponderEliminar
  5. No lo conocía, la verdad. Pese a que haya sido un éxito de ventas, eso no garantiza su calidad ni muchísimo menos. No me llama prácticamente nada, y menos después de haber leído tu crítica, muy bien argumentada, lo voy a dejar pasar.

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Recojo tu invitación, por aquí estaré.
    Besos
    Lupa

    ResponderEliminar
  7. No lo he leído. DE hecho sólo he Leído el niño con el pijama de rayas.
    Cómo dices, la sinopsis pinta muuuy interesante...pero viendo tu reseña ni loca me acerco.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  8. No lo he leído.
    Leí el niño... y me decepcionó muchísimo, y si te digo la verdad... no tengo mucha intención de probar otra vez con el autor. Sobre todo porque siempre me dicen que es su mejor libro el que ya leí.
    Besos

    ResponderEliminar
  9. Pues sí, aunque sólo fueran 9 euros eso que te ahorraste...

    ResponderEliminar
  10. vaya, y eso que la trama parece interesante, pero si es sosete y no termina de cuajar...lo dejaré pasar...Un besote!

    ResponderEliminar
  11. Con tu reseña y los comentarios que leo por aquí, queda descartado.
    Besos

    ResponderEliminar
  12. Por fin he leido LA VIDA DE UNA ROSA. Escrita por Laura Tejo y publicada por Beabela Books, sl. Me habian hablado de ella y tenia muchisimas ganas. Está recien publicada.
    Me impresiona la vida de esa mujer, nacida en León antes de la guerra civil española y que se casa con un piloto alemán y pasa en Berlin la segunda guerra mundial. Es una historia valiente, llena de coraje y fuerza, de esperanza. Una historia que nos llega a todos muy dentro porque esa mujer, como todos, como los otros protagonistas luchan por sobrevivir, por ser felices, por encontrar su sitio en el mundo. Es una historia trágica y muy hermosa.Y el final es sorprendente.Demoledor
    Una delicia.

    ResponderEliminar
  13. Me ha sorprendido muchísimo tu reseña por un dato muy curioso que has mencionado: el libro se lee bien pero la historia parece destinada a ser olvidada...Y eso es justamente lo que me pasó a mi. La recuerdo, sé que hay algo en ella que me enganchó en un principio, pero lo único que recuerdo es que el final me decepcionó. Y eso es todo. Gracias por esta fantástica entrada con la que me he sentido tan identificada. Besos !

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!