martes, 29 de noviembre de 2011

Docthor Zhivago - Boris Parternak


La novela nos narra la vida de Yuri Andreievich, médico y poeta. Comienza con la muerte de la madre del protagonista y como llegó a vivir con los Gromeko, la familia que cuidaría de él y donde encontraría a su esposa, Tonia.

A pesar de verse obligado a vivir con una familia que no es la suya consigue estudiar medicina y crecer como persona convirtiéndose en un hombre trabajador, sensato e idealista que reflexiona, escribe y forja unos principios sólidos.

 

Con la revolución rusa de 1917, su mundo comienza a tambalearse, se abre camino a un periodo de incertidumbre, miedo y escasez. Y Yuri se verá obligado a trasladarse al frente para desarrollar su labor como médico y enfrentarse a todos los horrores de la guerra.

 

Allí se reencontrará con Lara Antipov una joven enfermera que busca a su marido desaparecido en la guerra.

 
A pesar de haberse encontrado en contadas ocasiones con Lara, Yuri siente una gran atracción hacia ella. La primera vez cuando su madre intenta suicidarse y el doctor Zhivago acude a reconocerla. La segunda cuando Lara irrumpe en una fiesta para matar al amante de su madre, que abusaba de ella.

La siguiente vez que se encuentran, en el frente, es cuando surge entre ellos una historia de amor, un deseo prohibido, en ese momento en que ambos se encuentran desprovistos de su propia vida. Pero este encuentro no será el único ni definitivo porque Yuri y Lara serán unidos y separados por la vida, la guerra y el destino.

 

Personajes


Yuri Andreievich o el Doctor Zhivago, es el protagonista de la novela. Al comenzar la historia Yuri es un niño, un huérfano que depende de la caridad de unos parientes de su madre, los Gromeko que le cuidan con todo el amor del mundo y es con ellos con quien tiene que construir su verdadera vida. Su padre les abandonó cuando él era muy pequeño y la madre murió de tuberculosis cuando tenía solo 10 años.

Yuri es idealista y trabajador pero su vida se ve marcada por muchas circunstancias trágicas que le impiden seguir siendo el joven soñador para convertirse en un hombre triste y apagado que aprende a resignarse y a tomar lo poco que tiene.

Se convierte en medico por vocación porque quiere estar cerca y ayudar a la gente, pero aparecerán miles de impedimentos que dificulten su tarea.

Cuando  es consciente del torbellino de sentimientos pasionales que se arremolinan en él, no es capaz sino de preguntarse cómo es posible. En su mente, no concibe la idea de ser infiel a su mujer pero por otro lado no puede hacer resistencia a los sentimientos que Lara provoca en si mismo.

Lara o Larisa Antipova, vive con su madre y su hermano y dependen de un pequeño negocio de confección que les da de comer ya que le muerte de su padre, un ingeniero belga, les había sumido en la ruina.

Cuando las cosas se complican con el amante de su madre, decide escapar de su destino y se casa con Pavel Antipov. Es con él con quien posteriormente se muda a los Urales para ejercer la profesión de maestro.

Poco después su marido se incorpora voluntariamente al ejército y desaparece.  Y ella, una mujer fuerte decide buscarle y no quedarse con los brazos cruzados. Es allí en un pequeño pueblo siberiano donde conoce a Yuri, y el amor que surge entre ellos lo hace desde el respeto y la admiración.

Pero Lara no tiene que luchar contra nada porque ella se cree viuda, a ella nada le impide disfrutar de la relación  que anhela y desea.

Komarovski, es un abogado rico, corrupto y cruel. Amante de Amalia Karlovna, la madre de Larisa. Es un hombre mujeriego que le echa el ojo a Lara a pesar de ser tan solo una niña y aprovechándose de la complicada situación del momento consigue lo que busca y que Amalia lo consiente. Es un personaje que encontraremos en varios puntos de la novela siempre rondando a Larisa e intentando hacerla suya.

Pavel Antipov es el marido de Lara. Un revolucionario que no se conforma con ver como las cosas suceden a su alrededor, capaz de cometer los actos más crueles con tal de defender su causa, porque en tiempos de guerra casi todo vale. Es todo lo contrario que Yuri, mientras uno simplemente se resigna, el otro cree firmemente en la lucha para cambiar su destino.
Contexto, estilo y estructura

El contexto en que se desarrolla la novela es clave. La historia comienza a principios del siglo XX y situada en Rusia somos testigos de las olas revolucionarias que culminaron en 1917 expulsando al gobierno zarista y estableciéndose la Unión Soviética con el partido comunista al frente.

Los protagonistas asisten a la lucha entre bolcheviques y mencheviques, dos ejércitos opuestos, con ideas contraías que asfixian y ahogan a la población. Los protagonistas, como en toda guerra, son aterrorizados, utilizados y capturados al capricho de un gobierno que no entiende de misericordia y solo busca poder.

Este libro constituye un perfecto testimonio histórico sobre la historia de Rusia en un momento determinante para su futuro. Un tiempo en que la población vivía oprimida, en que la guerra causaba hambrunas, enfermedades, incertidumbre, donde no se podía alzar la voz, y cualquier excusa era válida para cometer un asesinato.

El libro que tengo es una edición bastante antigua, tiene 455 páginas que se dividen en distintas partes. Cada una de ellas se divide a su vez en otras tantas.

El estilo narrativo de la novela es un poco arcaico teniendo en cuenta el momento en que se escribió. Al comienzo de la novela cuesta un poco hacerse con un vocabulario tan anticuado que resulta incluso un poco distante. El amor entre Larisa y Yuri está narrado de una forma muy inocente, sin recalcar escenas pasionales.

 “Doctor Zhivago” es la primera y única novela del autor. Se publicó por primera vez en 1957 en Italia y no sería hasta 1988 que vería la luz en su país.  Las críticas al régimen comunista que contiene esta obra le supuso el ser perseguido y amenazado por las autoridades hasta su muerte.

Pero esta novela también le otorgó el favor de la Academia Sueca y con ello el premio Nobel, aunque tuvo que renunciar al galardón debido a la presión del gobierno soviético. Años después seria su hijo quien recibiera el Nobel en su nombre.

La novela

“Doctor Zhivago” es una lectura tan complicada como interesante. El denso estilo del autor, el enrevesado argumento y la cantidad de personajes afluentes en la novela supone todo un ejercicio de concentración para el lector.

Las primeras páginas se pueden hacer bastante cuesta arriba, pero una vez superada esta condición inicial la novela se puede disfrutar ampliamente. 
A parte de la línea argumental que es objeto de la historia de Yuri el autor nos va narrando acontecimientos puntuales que nos llevan a conocer más el contexto donde se desarrolla la vida del protagonista. El telón de fondo es la guerra civil rusa de 1917. Un periodo bélico siempre es una circunstancia que afecta a la vida de los protagonistas.

Otra de las dificultades de la novela, son la cantidad de personajes y los distintos nombres que estos tienen a su vez. Pasternak se refiere a ellos cada vez de una manera con su nombre, apodo, apelativo cariñoso, diminutivo o patronímico. Así para referirse a Yuri puede usar Yura, Yurochka, Zhivago o Adreievich. Esto ocurre con la mayoría de los personajes fijos y al principio cuesta ubicar quien es cada uno y relacionar los diferentes nombres con el mismo personaje. Además los nombres rusos son muy parecidos unos de otros.

El amor que se nos narra es tan idílico como imposible. Cuando surge esa inconveniente relación Lara se cree viuda pero Yuri está casado con una mujer por quien su cariño dista muy lejos de ser pasional pero esta unido a ella por grandes lazos az

Yuri no solo tendrá que luchar contra todo lo que sucede a su alrededor, el hambre, la guerra y otros obstáculos sino que tendrá que luchar contra sí mismo, por elegir entre su amor fraternal y pasional.

Tonia supone la lealtad, su amiga, su hermana, la madre de sus hijos, la estabilidad y el cariño. Pero al final es el corazón quien manda y Lara se convierte en su única inspiración, aquella por la cual es capaz de escribir sus mejores versos, aquella con quien no existe la soledad, aquella a quien ama de forma ardiente.  Y esta elección irá dañando a su corazón que sufre todas las incertidumbres del amor.

A pesar de ser el amor uno de los grandes pilares de la novela, el autor no se recrea en los amantes sino que es un amor narrado de forma muy somera y paulatina, más dejando entrever e insinuando que narrando abiertamente. A pesar de ello no le resta ningún merito porque se adivina un amor grande y pasional.

Pero esta novela no solo es una historia de amor, porque también supone un testimonio de unos acontecimientos históricos.  La narración comienza de una forma generalizada para irse personificando e individualizando poco a poco en las vivencias de una persona concreta que es nuestro principal protagonista. Parece como si nos acercásemos con un catalejo, primero tenemos una visión general de la sociedad y a medida que vamos enfocando llegamos a un individuo en concreto.

Yuri se ve envuelto en un cumulo de circunstancias y se perjudicado por ambos bandos porque él no pertenece ni a los rojos, los bolcheviques ni a los blancos porque no entiende de guerras y según sus principios en ser humano es lo primordial.

Yuri no solo se ve entre dos mujeres sino entre dos ideologías políticas y dos maneras de concebir el mundo. Y como todo ello se escapa a su control se va apando como si fuera una vela, su luz y su fuerza se desvanecen poco a poco sumiéndose en el pesimismo.

Larisa, en cambio, es una mujer fuerte y decida, capaz incluso de tomar un revolver y disparar al hombre que ha abusado de ella, capaz de trasladarse hasta el frente para encontrar a su marido aunque para ello tenga que soportar los rigores de la guerra.

Libro versus película

La película, dirigida por en 1965 dirigida David Lean, es todo un clásico y que merece absolutamente la pena. No solo cuenta con una excelente ambientación, escenarios perfectos, vestuario muy acertado sino que las actuaciones de Omar Shariff y Julie Chriestie son geniales.  Rodada en Madrid, Soria y Salamanca fue galardonada con cinco Oscar entre ellos a la mejor fotografía. Los paisajes son impresionantes.

En general la película es bastante fiel al libro, claro que no puede contarnos todos los acontecimientos que en él se suceden porque sería eterna. El film sigue paso a paso el hilo argumental de la novela aunque centrándose en los dos protagonistas, Yuri y Lara. Estamos ante uno de esos casos extraños en que una película puede considerarse una buena adaptación de la novela, que son pocos casos. Las palabras hay veces que difícilmente pueden convertirse en imágenes y es muy complicado adaptar detalles, matices, sintonías e ideas y consensarlo en unas cuantas horas.

Se echa un poco de menos todo lo que sucede alrededor de los protagonistas pero no es necesario para comprender la historia de los dos amantes. Dura unas tres horas, quizás sea excesivamente larga pero no sobra ni un solo minuto del metraje.

Lástima que Pasternak no pudiese ver la película, ya que murió unos cinco años antes de que se rodara.

En conclusión

“Doctor Zhivago” es un clásico que aunque complicada su lectura resulta altamente gratificante. Una novela para reflexionar, para digerir poco a poco y dejarse llevar por la gran historia que nos cuenta. Una vez leída la novela no te puedes quedar indiferente, la historia de amor es muy bella y las circunstancias muy duras.

4 comentarios:

  1. Me ha encantado la reseña, me apetece leer este libro porque la película es una de las favoritas de mi madre y tanto oir hablar de ella tengo curiosidad por leer la novela
    un beso!

    ResponderEliminar
  2. La película me encanta, la he visto varias veces y me parece preciosa =)
    Tengo ganas de ponerme con el libro, has hecho una reseña estupenda.

    Besotes

    ResponderEliminar
  3. A ver si retomo este libro, que me traumatizó tanto leer fragmentos en ruso que me apetece ponerme con él pero en serio. Y en español, de momento...

    ResponderEliminar
  4. Tengo que ponerme a leer clásicos, que los tengo bastante abandonados. Y tampoco he visto la peli, lo mio tiene delito, jaja.
    Me ha encantado la reseña.
    Besos

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!