viernes, 10 de mayo de 2019

¿Qué me cuentas, Caperucita? - José Carlos Andrés González


Título: ¿Qué me cuentas, Caperucita?
Autor: José Carlos Andrés González
Ilustrador: Éric Puybaret
Publicación: Algar, 2019
Páginas: 24

No es fácil educar a un niño y hay que tener muy claro qué valores queremos infundirles para no lanzarles un mensaje contradictorio. En mi caso, intento siempre darles la posibilidad de la elección, la libertad para ello y que se basen en un pensamiento propio y crítico. Yo soy así y creo que hay que cuestionar muchas de las cosas que nos rodean para no “aborregarnos”.

Esto tiene su parte negativa porque muchas veces este pensamiento propio que están desarrollando mis hijos contrasta con el mío y no tengo más remedio que ceder a sus elecciones. Pero creo que es la única forma de evolucionar y cambiar lo que a uno no le sirve.

Os cuento este rollo porque creo que es una de las ideas principales que podemos extraer de este álbum ilustrado infantil que ha publicado Algar recientemente y que se titula ¿Qué me cuentas, Caperucita?

Creo que es un cuento del que no es necesario hablar porque todos lo conocemos: niña en el bosque, cesta para la abuela y lobo que intenta comérselas. Pero  no. En este libro no vamos a encontrarnos lo misma de nuevo. Su autor le da una vuelta de tuerca y ha imaginado la histórica contada de otra manera.

Y es cuando a Cape su madre, otro jueves más como siempre, le dice que vaya a ver a su abuelita “Como tiene que ser” se niega a ponerse la misma capa roja de siempre, ir andando como siempre y encontrarse al lobo malvado como siempre. Ella lo va a hacer a su manera: en bici, con una moderna capa multicolor y por supuesto no dejará que ningún lobo la amedrante…

Porque el valor que resalta esta historia es algo que no solo las nuevas generaciones deben tener en la cabeza sino que todos deberíamos aprender. Y es que los cambios no tienen por qué ser siempre negativos. Quizás lo hecho en el pasado estaba bien o mal pero se puede cambiar o mejorar. O al menos hay que intentar adaptar el mundo a las necesidades que tiene uno mismo. Hay que sentirse libre para decir “No” y tomar caminos alternativos. Hay que siempre uno mismo.

Por ello me parece que es un libro imprescindible. Además de la historia, que es muy original y diferente, tenemos unas ilustraciones que también me gustan. Tienen un estilo muy peculiar. Predominando los tonos oscuros nos vamos a encontrar con siluetas y formas que parecen tender a desaparecer. No están muy marcadas sobre los potentes fondos y por ello resultan diferentes.

11 comentarios:

  1. Lo tiene mi redactora María, así que pronto tendremos reseña a ver qué le ha parecido. Parece muy bonito ^^

    ResponderEliminar
  2. Hola, amiga Albanta:
    Me parece bien -¡bueno casi bien!- que se actualicen los cuentos populares y tradicionales. Pero creo que pecamos de creernos únicos, diferentes y los reyes del mabo. Me explico: el mundo ya estaba puesto cuando llegamos a él y sin embargo nos empeñamos en querer inventarnos uno nuevo echando por tierra todo cuanto ha existido. Ahora parece ser que le toca el turno a los cuentos de siempre. Estos cuentos (Caperucita roja, por ejemplo)hahn cumplido una función educativa necesaria que hoy por habérsenos olvidado nos hace lamentarnos más de una vez. Sí, ya sé, que no debería de ser así, que las personas -hombres o mujeres; chicos o chicas; niños o niñas- somos iguales en derechos y que podemos hacer cuantas cosas deseemos. Sí, así es, pero no podemos olvidar que en cualquier grupo social hay personas que no empujan en el mismo sentido, que hay seres que intentan agredir a otros, que son antisociales, que incluso son enfermos mentales... y que el resto de personas debemos de aprender a reconocerlos y a defendernos de ellos o, al menos, a evitarlos. Esta es la finalidad de ese cuento tan denostado hoy día simplemente por haber surgido en otro m omento histórico. Cuando se advierte a Caperucita el peligro que tiene ir sola por el bosque debido a la posibilidad de encontrarse con algún lobo, debemos de entender que, desgraciada y penosamente, esos lobos (depredadores sexuales, asesinos, agresores...) pueden aún existir... y que de nada sirve lamentarse cuando el mal ya lo hayan hecho.
    Por lo que digo más arriba es por lo que yo rompo una lanza por los cuentos tradicionales. No entiendo que los eliminen de las bibliotecas o que los modifiquen y engañen a sus destinatarios con Abuelitas malas, lobos buenos, caperucitas vete tú a saber qué tipo de niña se inventan, etc. etc. Entiendo mejor que se creen nuevas versiones como la que traes a esta entrada. Pero nunca machacando las versiones tradicionales. Y conste que al decir tradicionales no me refiero a las cursiladas tipo Disney.
    Bufff, creo que me he pasado en el comentario. Bueno aquí lo dejo, amiga mía.
    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Hola Albanta, la verdad es que estaba leyendo el comentario de José Carlos Galán porque me ha llamado la atención su extensión. Yo, que basicamente estoy de acuerdo con él, te iba a comentar que para poder entender este libro los niños tienen que conocer previamente el cuento original...
    Así que sí se puede tener ambas versiones mejor que mejor...
    Un besazo

    ResponderEliminar
  4. El cuento se ve precioso y con un buen mensaje. Aunque como dice Nitocris, hay que conocer primero el clásico para entender éste. No debemos olvidar los clásicos.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. No me puedo resistir, donde hay u cuento allá que me lanzo 😊

    Besitos solete 💋💋💋

    ResponderEliminar
  6. ¿Quien no conoce el cuento de Caperucita? Este cuento me parece muy cuqui.

    Saludos

    ResponderEliminar
  7. Ya sabes que me encantó este cuento
    Besos

    ResponderEliminar
  8. ¡Es un libro precioso! El mensaje también es para darle un par de vueltas. Me encanta que te haya gustado. Un beso

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar! Puedes expresar tu postura, opinión, crítica o lo que sea libremente y sin censura siempre que seas respetuoso y correcto. Los comentarios maliciosos, ofensivos, insultantes, con enlaces o spam seran eliminados.