lunes, 18 de febrero de 2019

Un invitado inesperado - Shari Lapena


Título: Un invitado inesperado
Autora: Shari Lapena
Publicación: Suma, enero de 2019
Páginas: 363

A Shari Lapena la conocí con su opera prima titulada La pareja de al lado y repetí con Un extraño en casa. Dos novelas cargada de intriga y suspense que me atraparon y disfruté mucho leyendo. Hoy vengo a hablaros de su nueva novela publicada hace poco en la que realiza un homenaje a la reina del suspense: Agatha Christie.

La historia comienza un viernes por la tarde cuando dos mujeres jóvenes se dirigen en medio de un temporal de nieve y viento por una peligrosa carretera a través de las montañas de Montañas de Catskill. Gwen, la conductora se siente muy insegura, y solo sigue hacia adelante porque cree que esta escapada ayudará a su amiga. Poco después el coche se sale de la carretera. Afortunadamente solo ha sido un pequeño susto del que no hay que lamentar ninguna tragedia. Poco después otro coche, en el que viaja una pareja, se detiene y rescata a ambas mujeres. Afortunadamente se dirigen al mismo lugar: el lujoso, encantador y alejado de toda civilización hotel Mitchell´s Inn.

La tormenta va a peor y estos cuatro personajes junto con otros que se hospedarán en el lugar y el poco personal de servicio que ha logrado llegar hasta allí quedarán irremediablemente atrapados y aislados sin ningún tipo de conexión con el exterior y sin luz. Es entonces cuando se produce una extraña muerte que les hará desconfiar unos de otros.

Entre estos personajes nos vamos a encontrar diferentes caracteres y papeles, algunos quizás suenen un poco a cliché. Tenemos el típico matrimonio que se ha tomado el fin de semana para intentar solucionar la crisis en la que se encuentra su relación, la pareja que está a punto de casarse y quieren unos días de tranquilidad antes de la boda, una mujer que sufre de estés post traumático y su mejor amiga que intenta ayudarla, un abogado criminalista, una escritora que busca aislarse para crear y un padre y un hijo, que son los dueños del hotel, y el único personal de servicio.

La autora junta a unos cuantos personajes en un hotel aislado del resto de la civilización y les hace enfrentarse a una situación muy delicada. Y es que alguien perderá la vida. Pero ¿Accidente o asesinato? ¿Hay un culpable entre ellos? Obviamente si es así no puede estar muy lejos. Poco a poco iremos conociendo a cada uno de ellos, las relaciones que hay entre las parejas que parten juntas del relato y las nuevas que se van estableciendo entre unos y otros. Sin olvidar que estas parten de una situación conflictiva, una situación que les inquieta y les perturba. Cualquiera puede entrañar el peligro. Y cuando uno se siente amenazado suele sacar lo peor de sí mismo.

De nuevo nos vamos a encontrar un estilo narrativo funcional, fluido, dinámico y directo que hace que la novela te entretenga de principio a fin y que se lea prácticamente de una sentada. No es una novela de esas que tienen un ritmo frenético sino que la autora recrea detalladamente los escenarios y construye cuidadosamente a sus personajes . La única pega que puedo ponerle es que me hubiese gustado un final un poco más explosivo.

Un invitado inesperado como he dicho recuerda a una novela de Agatha Christie pero quien busque una especie de remake creo que se puede decepcionar un poco. La razón es bastante simple desde mi punto de vista. Y es que creo que Christie es una autora que se centra sobre todo en la investigación policial para esclarecer los hechos: el escenario del crimen (si es que realmente ha sido un crimen y no un desafortunado accidente), las coartadas de los personajes, los motivos que tendrían para asesinar a la víctima o víctimas y en analizar detalladamente cada pista. Son novelas donde el punto fuerte está en el ingenio y la capacidad de sacar conclusiones.

Sin embargo, en mi opinión, Lapena a pesar de tener en cuenta lo anterior lo hace en menor medida y se centra más en las relaciones entre los personajes y su psicología: los motivos por los que cada uno de ellos se encuentra allí y las relaciones de partida o las que surgen profundizando en sus personajes. No lo comento como algo negativo, de hecho incluso a mí me ha gustado más este nuevo punto de vista y de enfocar la historia porque ya sabéis que el domestic noir es un género que me entretienen y me gusta mucho.

Por cierto, y ya que no lo he dicho, ¿A qué historia de Christie os ha recordado?


viernes, 15 de febrero de 2019

Mi vecino, su robot y yo - Israel Campos


Título: Mi vecino, su robot y yo
Autor: Israel Campos
Ilustradora: Iris Amaya
Publicación: Algar, octubre de 2018
Páginas: 144
Edad: + 10 años

De Algar suelo traeros al blog álbumes infantiles pero en esta ocasión os voy a hablar de un libro de sus colección Calcetín, que es para niños uno poco mayores de lo que habitualmente reseño. Yo creo que es adecuado para niños de a partir de diez años más o menos.  Mi vecino, su robot y yo me ha gustado muchísimo. Creo que es uno de esos libros que merece la pena no perderse y que tiene cierto sabor a clásico.

La historia sucede en un edificio como otro cualquiera en donde viven vecinos de diferentes clases. Sin embargo en este en concreto hay uno muy especial. Un anciano excéntrico, solitario y misterioso que siempre hace cosas extrañas y a quien todos los vecinos toman por loco por lo que nadie quiere relacionarse mucho con él. Hay muchas ocasiones en las que de su piso salen ruidos y humos inquietantes que asustan al resto de vecinos.

Sin embargo a Samuel, un niño despierto e inteligente, don Pablo le genera más curiosidad que el recelo que provoca en los demás. Don Pablo no suele salir mucho de casa así que será Samuel quien tome la iniciativa y se acerque a su vecino. Así descubrirá quién es realmente su vecino.

La verdad es que me ha encantado leer esta historia de aventuras, con malos y buenos, con vecinos entrometidos y con una bonita amistad. Tiene un punto de sentido del humor, es muy dinámica, narrada con mucha cercanía, con bastantes diálogos y de forma muy muy entretenida. De haber tenido el tiempo suficiente creo que lo hubiera leído del tirón. A parte de ser divertida, tiene un punto de excentricidad y fantasía. Porque aparte de don Pablo, Samuel y los vecinos del bloque nos encontraremos un simpático robot, que se llama Hawking Einstein Newton.

Es una historia con un trasfondo que hoy en día valoro de forma muy positiva. Vivimos en una sociedad en la que cada vez en mayor medida nos centramos más en nosotros mismos y apenas intentamos conocer a los demás o ser comprensivos con sus circunstancias. En ese sentido Mi vecino, su robot y yo nos hace pensar en que no se puede juzgar a los demás sin conocerlos. Pero tanto para bien o para mal. Hay personas que aparentemente son extrañas y nos sentimos intimidados por esa diferencia que muestran sobre lo que consideramos dentro de la normalidad. Y esto nos provoca rechazo y la tendencia de alejarnos lo más posible de ellos.

También hay personas que aparentemente identificamos con estereotipos más acordes con nuestro estilo de vida, nuestra forma de vestir, nuestras costumbres, etc… e inmediatamente las aceptamos. Ello no significa que tengan un buen interior o que sean precisamente lo que creemos.

Acompañando al texto, nos encontraremos unas ilustraciones que son realistas, pero con bastante sentido del humor como se nota en la historia. Son en blanco y negro pero no por ello se desmerecen en absoluto.

En definitiva, creo que esta es una de esas historias que se disfruta a cualquier edad. Un libro con cierto sabor a clásico, con una historia sencilla pero honesta y que infunda unos valores de tolerancia que nos hay que perder.

miércoles, 13 de febrero de 2019

Las hijas de la villa de las telas - Anne Jacobs


Título: Las hijas de la villa de las telas
Autora: Anne Jacobs
Publicación: Plaza & Janés, noviembre de 2018
Páginas: 624

A principios del año pasado se publicó La villa de las telas, la novela con la que empezaba una trilogía que es una saga familiar. Ese primer volumen nos llevaba a Augsburgo en 1913 y nos situaba en una mansión en donde la familia de los Melzer vive cómoda y holgadamente gracias a una fábrica de telas. Hoy os voy a hablar de su segundo volumen.

En esta ocasión la historia da comienzo en 1916, inmediatamente después del momento en que dejamos la anterior con las nuevas circunstancias en que quedaron sus personajes. El tiempo pasado cambió la vida de todos ellos y sin embargo ahora se enfrentan a un cambio mayor, más poderoso e inevitable. Y es que la declaración de la I Guerra Mundial hará que las cosas dejen de funcionar como hasta el momento lo habían hecho y se vean obligados a adaptarse a los nuevos tiempos. Esto ocurre en la gran mansión de los Melzer que ahora estará al servicio de la contienda como un hospital. Pero ¿Qué será de sus habitantes?

Tal y como esperaba y al igual que su predecesora Las hijas de la villa de las telas no es una lectura en la que vayamos a encontrar nada novedoso ni nos va a sorprender y sin embargo es una historia que se lee de forma gustosa, que entretiene y que se encuadra dentro de mis géneros favoritos: la saga familiar. Esto significa que nos vamos a encontrar conflictos personales entre sus personajes que viven historias de amor, de lealtad, de perdida, esperanza, traición, supervivencia y secretos.  Y además, por si no fuera poco, todos ellos van a vivir condicionados por la guerra. Np es que la autora nos vaya a contar la parte bélica sino que veremos cómo unos y otros se vieron afectados por ella o como la vivieron.

Es obvio que en tiempos de sangre, hambre y hombres ausentes de sus hogares la fábrica textil de la que viven los Melzer se pondrá en peligro. Pocos pueden pensar ya en telas, ropas, fiestas y bailes como habían hecho hasta ahora cuando sus propias vidas corren peligro y es difícil hasta conseguir haría para hacer pan.  

Las hijas de la villa de las telas también es una novela coral prácticamente. Nos vamos a encontrar con muchos de los personajes que ya conocimos en la entrega anterior (junto a otros nuevos) aunque en algunos casos sus vidas han cambiado sustancialmente.  Han encontrado su camino, han madurado y son personas diferentes. Un buen ejemplo es Marie, una muchacha de origen humilde que llegó a la casa con afán de ganarse la vida. Un personaje al que vimos luchar y que seguiremos observando en la misma tesitura. En esta ocasión al frente de la mansión en la que se ha instalado un hospital para los heridos de guerra mientras que intenta que la fábrica no se venga abajo. La vida del resto de los Melzer así como la del resto de personal de servicio de la casa también ha cambiado. No os puedo hablar mucho de su situación actual y sus objetivos porque sería desvelar el final de la anterior.

Con respecto a su estilo narrativo tampoco nos vamos a encontrar con ninguna novedad. Una prosa funcional, agradable, en la que no cuesta entrar y que resulta muy fácil de seguir. Destacar de nuevo la lograda ambientación con la que la autora recrea la vida en torno a sus personajes. Veremos resueltos como se desvelan algunos de los que ya nos intrigaron en la primera parte aunque de nuevo quedarán otras incógnitas por descubrir reservadas para el tercer y último volumen.

En definitiva, aunque a veces es peligroso acercarse a segundas partes. En esta ocasión merece la pena porque vamos a encontrar una continuación que está completamente a la altura de la primera conformando de nuevo una historia que te atrapa, cuyos personajes te seducen y con tramas que la hacen muy entretenida.